Contacte con nosotros

Llámenos y pregunte por nuestros paquetes, un ejecutivo con gusto le dará la atención personalizada que necesita.

Tel. 5010.68.00

Mail. marco.morales@memorialsanangel.net

¿QUÉ HACER? ¿QUÉ DECIR? ANTE LA MUERTE

Cuando un ser querido fallece nos enfrentamos al profundo dolor emocional de nuestros allegados, y es difícil saber cómo actuar o que decir, pues además de estar en un momento de duelo en muchas ocasiones la muerte llega de improviso. Sin embargo, a lo largo de nuestra vida nos toparemos con decesos que nos afecten, que ocurran en nuestro círculo de familiares o amigos.

Las personas que se quedan sufren la pérdida de un ser querido profundamente, por eso hay que saber cómo actuar, qué decir y qué hacer ante esta situación. Nos enfrentamos a un profundo e intenso dolor emocional y debemos ser respetuosos con los procesos de duelo de los más allegados al difunto.

Lo primero que tiene que hacer si usted es cercano al difundo es tratar de mantener la calma. Será complicado pero tendrá que tomar algunas decisiones y es necesario que se mantenga lo más tranquilo posible.

Obtenga el certificado Médico de Defunción.
• El certificado lo emite un médico del hospital en donde se estuvo atendiendo a la persona por alguna enfermedad.
• El certificado lo emite un médico de la familia (tratante) cuando la muerte de la persona ocurre en un domicilio.
• El certificado lo puede emitir un médico forense cuando se trate de una muerte en donde tenga que intervenir una autoridad ministerial. Este documento lo entregarán hasta que se hayan efectuado las diligencias ordenadas por el Ministerio Público.

Comuníquese a la funeraria para que lo apoyen, puede marcar a Memorial San Ángel al 5010 .68.00.

Comunique el deceso a familiares y amigos

A nivel general, ante un deceso conviene mantenerse serio pero dando muestras de afecto. Si los deudos le han pedido expresamente su asistencia, nunca, a no ser por fuerzas de causa mayor, debe de dejar de acudir a un funeral. Si no puede, siempre tendrá que hacer llegar un mensaje de condolencia, ya sea por teléfono, flores…

Vista de colores oscuros para acudir al funeral. Bastará con ir moderado y de oscuro, sin piezas de ropa de colores llamativos, con una vestimenta sobria y sin gran ostentación.

El pésame

El pésame se da para expresar a los más allegados al difunto la pena por el deceso. En ocasiones los deudos, inmersos en un proceso de duelo, valorarán más las expresivas muestras de afecto que la palabrería. Por ello un abrazo y simples pero sentidas palabras de condolencia serán más que suficientes. Como dijo la psicóloga Sara Losantos en su ponencia sobre el proceso de duelo en el X Simposium Nacional del Sector Funerario, “frente a la tentación de recitar emociones, frases hechas, palabras huecas… propongo el silencio, a veces es más útil la presencia sin más que nuestras palabras de consuelo”.galeria7

Manteniendo siempre la serenidad para no hundir más a la persona, el pésame consiste en expresar cuánto sentimos la pérdida y las virtudes del difunto que calaron en nosotros. No se debe tratar de animar ni de hacer reír al deudo, no son momentos para el humor, ni tampoco debemos de tapar su dolor, pues el proceso de duelo es necesario y sano.

Las fórmulas más utilizadas en los pésames y condolencias son “te acompaño en el sentimiento” y “mi más sentido pésame”, aunque cualquier frase que nos salga de dentro y sea sincera será bienvenida.

Si no ha podido acudir al funeral, puede hacer llegar una nota de condolencia o llamar por teléfono para dar el pésame.

El velatorio

La finalidad del velatorio del difunto es acompañar y reconfortar a los más allegados del difunto. Es un espacio de tiempo en el que se despide al difunto, y es un momento importante en el proceso de duelo. Acudir al velatorio es importante para los deudos. Sólo la presencia ya es un gesto muy honrado y valorado. Allí se acostumbra a dar el pésame y a acompañar a la familia inmediata del difunto.

Su visita debe de servir para reconfortar a la familia y acompañarla, por ello si no llega otra visita que le tome el relevo no debe de irse.

Las flores

Uno de los detalles que expresan nuestro dolor por la pérdida es el envío de una corona de flores, un centro o un ramo. Lo más correcto es una corona, pues el círculo simboliza el ciclo de la vida. El envío de flores se debe de hacer pensando en el difunto, en sus creencias y cultura. Según un artículo de la página web Enviaflores.es, “los arreglos florales fúnebres no se deben enviar a musulmanes, hinduistas ni judíos, y es aconsejable enviarlos a budistas aunque las flores rojas se han de sustituir por blancas, que es el color del luto en el budismo”.

Deja un comentario

SUBIR